emprendedores

¿El comercio electrónico es para todos?

Posted on Actualizado enn

Una pregunta difícil de responder….

Cuando un comerciante comienza a pensar en todas las distintas maneras de mover su producto en los distintos medios de distribución como lo es en tiendas, entre amigos, con convenios, en empresas, pero ¿en internet? Sí, ¡CLARO! Vender en internet es mucho más fácil de lo que te imaginas, pero hay un pequeño secreto que quizá no muchos conozca: No es para todos.

¿Pero cómo, cómo que no es para todos, si prácticamente puedes comprar LO QUE SEA en internet? Pues sí, efectivamente, en internet encuentras hasta las cosas más exóticas que jamás hayas visto. Pero primero hay que considerar algunos puntos para saber si TU NEGOCIO es elegible para el eCommerce:

  1. Analizar las capacidades de tu negocio. ¿Tu negocio como tal, hasta dónde es capaz de llegar? Podemos responder esta pregunta de varias maneras, se nos ocurren estas respuestas, puede ser Internacional, Nacional, es para hombres o mujeres, ¿cuánta vida en el mercado tiene? , etc…
  1. Cumplimiento con lo que el cliente quiere. Esto refiere a que puedas cumplir con lo que el actual mercado quiere, y hacemos énfasis al mercado, pues como sabemos, éste puede cambiar de un día a otro, entonces, la pregunta que debemos hacernos, ¿nuestro mercado al que vamos a dirigirnos quiere comprar nuestro producto por internet? ¿Tenemos a la venta en internet lo exacto que el cliente quiere? ¿Cumple con las especificaciones exactas? ¿Es viable venderlo por internet y que nuestro cliente lo quiera de esta manera?, entre muchas otras preguntas.
  1. Evaluar lo que puedes ofrecer; ok, ya tenemos lo que el cliente quiere, pero ¿somos capaces de producirlo? ¿Tenemos al equipo o herramientas necesarias para hacerlo? Y más importante aún, ¿tenemos como hacérselo llegar al cliente y cómo cobrar?

Con estos tres puntos anteriores podemos llegar a la conclusión sobre si aventarnos en el mundo del comercio electrónico con nuestro producto o no. Solamente se trata de tener muy claro nuestro objetivo y ¡adelante! ¡Buen viaje!

El comercio electrónico tiene que tener un precio justo para el producto.

Posted on Actualizado enn

Quienes comenzamos un negocio estamos, o debemos estar, en constante búsqueda de formas que nos permitan generar más dinero para que sea rentable y nos permita continuar con él, y como opciones, el comercio electrónico es una de las mejores soluciones para hacerlo.

Cuando el negocio tiene su base en el mundo digital, tenemos el principal problema de buscar la forma en la que vamos a convertir a los visitantes o usuarios en consumidores, pues sin ellos nuestro negocio no estaría cumpliendo con el objetivo, que es mantenerlos vivo, pues los ingresos son la base del negocio. Por lo que tener un visitante en nuestro sitio hoy en día ya no es suficiente, hay que empezar a convertir.

Una de las formas que se ha utilizado constantemente para crecer es ofrecer el producto o servicio de forma gratuita por un tiempo, a manera de prueba, y posteriormente comenzar a cobrarlo.

Esto en ocasiones es muy efectivo, pues se le da la oportunidad de terminar de convencer al cliente de que nuestro producto o servicio es lo que realmente necesita, pero también, está demostrado que no es una de las mejores formas de hacer, pues la comunidad puede tomar como engaño este tipo de prácticas, haciéndole percibir que se les está cobrando por algo que para ellos siempre fue gratuito, o al menos así parecía.

 

Uno de los puntos importantes de cuando se hace comercio electrónico, es tener en mente los costos de nuestro producto/servicio, un porcentaje por el uso de la plataforma digital y otro costo para seguir apoyando los canales de comunicación y publicidad, que serán los que nos permitan hacer crecer en el mercado.

Así, finalmente, la única forma de lograr que un negocio sea exitoso por medios electrónicos es trabajando constantemente en comunicar el valor que tiene y la facilidad que estamos dando al mercado para ponerlo en sus manos, y con esto, vamos a poder cobrar lo justo por nuestro producto o servicio sin que el cliente lo perciba como agresivo.

Startups, ¿una nueva tendencia en México?

Posted on Actualizado enn

En los últimos años se ha escuchado hablar mucho de los ‘Startups’, término que ha tomado gran popularidad en el mundo de los negocios. Cada vez más y más personas comienzan el proceso para convertiré en un Startup, pero ¿realmente conocemos el verdadero significado y la diferencia que hay entre iniciar un Startup y emprender un negocio?

Empecemos por definir ambos conceptos:

Emprender un negocio quiere decir comenzar a comercializar algún producto o servicio, ya sea de propia creación o con apoyo de una franquicia, es decir abrir una sandiwchería o llamar al teléfono local del café de la sirena y pedir que nos dejen abrir un negocio con su nombre y concepto. Así de ‘sencillo’ es hacerlo, solo es cuestión de realizar varios tramites burocráticos, tener un nombre, un logo, un productos/servicio para comercializarlo y por supuesto, un lugar donde hacerlo (no estamos hablando de un lugar físico necesariamente).

Por otro lado, un Startup se describe como una empresa de recién creación enfocada a la resolución de problemas existentes y que se basan en tecnología de la información, pero ¿qué quiere decir esto y cuál es la diferencia? En este caso, un Startup está dedicada a la creación de una empresa en la que su fin no sea sólo comercializar un producto/servicio si no en brindar una solución basada en una problemática real, apoyado de la tecnología para un bien común. Este tipo de emprendimiento trata de ideas innovadoras.

Pero, ¿Cuál es la tendencia en México para la creación de Startups?

Hoy en día el ecosistema de emprendimiento en México esta favoreciendo la creación de Startups, por ejemplo, el gobierno a través del INADEM organizó la semana del Emprendedor, que ofrece en un mismo lugar todo lo necesario para que puedas desarrollar tu plan de negocios, validarlo, encontrar socios co-fundadores, mentores, aceleración, financiamiento e inversión.

Así que si tu eres uno de esos que está interesando en iniciar algo propio que fomente el desarrollo del país, solo falta una buena propuesta para conseguir los fondos y adelante. ¡Buena suerte!

¿Emprendedores en México?

Posted on Actualizado enn

A lo largo de las últimas décadas se ha registrado un incremento importante en la cantidad de personas que deciden iniciar un negocio propio. Las cifras del mercado mexicano no han despegado, se encuentra rezagado, dividido y presenta ineficiencias para consolidarse, pero ¿qué es realmente lo que impide que un mexicano decida convertirse en un emprendedor?

Muchos exponen sus teorías, por ejemplo, un artículo publicado en CNN Expansión menciona algunas pesadillas o ‘barreras’ a las que se enfrentan los emprendedores en México. Aquí mencionamos algunos de los más interesantes puntos que hay que tomar en cuenta y una idea de lo que podríamos hacer para iniciar algo propio:

Gastos administrativos, impuestos y Ley: Hablar de impuestos es una de las principales causas de pensarlo dos veces, se estima que en el primer año se destina en un 30% los ingresos del negocio de un startup para realizar el pago de impuestos, contadores, trámites burocráticos, gastos de consolidación de la empresa entre otros. La nueva Ley de Lavado de Dinero o correctamente dicho Ley Federal Para la Prevención e Identificación de Operaciones con Recursos de Procedencia Ilícita (LFPIORPI) hace más compleja la creación de nuevos negocios.  Como vencer la barrera: Asesórate desde el principio con un abogado y/o corredor publico que entienda de tu negocio o idea, busca en Internet quienes son expertos en la industria a la cual deseas entrar, utiliza las redes sociales como LinkedIn o Twiter para acercarte a otros emprendedores o asociaciones. Si tu idea es en el campo tecnológico o de sistemas hay los llamados “Hacker Garage” como thepool.mx o hubdf.com.mx donde se reúnen emprendedores
Escases de ideas innovadoras: En los últimos años se han creado fondos de inversión destinados a la investigación y generación de nuevos proyectos, tanto el gobierno con el INADEM y como fondos privados están apoyando a emprendedores. El problema es que muchos emprendedores no están precisamente innovando.  Como vencer la barrera: Si no tienes una idea innovadora, entonces únete a otros que si la tengan, conoce gente emprendedora, acércate a grupos de emprendedores, la ayuda siempre es bienvenida.
Emprendedores sin rumbo: Es común que se tenga la idea de tener un negocio propio, pero es más común no tener un plan de negocios o alguien quien guíe a esta nueva empresa al éxito. La razón principal es la falta de mentores que lleven de la mano a los emprendedores, que indiquen hacia donde hay que dirigirse y asesoren a los nuevos en el campo.  Como vencer la barrera: Existen organizaciones como endeavor que ayudan a emprendedores proporcionando asesoría, conectándolos con mentores expertos en temas de finanzas, tecnología, negocio, etc.
Miedo: Pensar en que se fracasará es una constante común en el mexicano y parte de la cultura emprendedora, en el que “no tener éxito” significa “fracaso”, en lugar de ser un método de aprendizaje.  Como vencer la barrera: Esta es la más difícil, sin embargo alguien me dijo que ser emprendedor es como la diabetes, lo traes dentro hasta que un día, explota!.

México es un país en desarrollo y con un sin fin de oportunidades, en este momento es importante impulsar a los emprendedores nacionales para generar empleo en el país. No podemos cambiar las leyes ni ajustarlas a las necesidades de cada uno de los negocios, pero si podemos comprometernos, establecer una meta y generar caminos creativos de soluciones que nos ayuden a llegar a ella.

Nuestros nuevos emprendedores deberán darse a la tarea de vencer estas ‘barreras’ que han rezagado el avance tanto económico como cultural de nuestro país.